Maternidad o trabajo: el reportaje que no te vas a querer perder

Maternidad o trabajo: el reportaje que no te vas a querer perder
21 Julio 2016 Ana Olego
maternidad

¿Es posible conciliar la maternidad y el trabajo?

Ese es el dilema que la mayoría de mujeres se plantea antes, durante la gestación y después de ser madre.

maternidad
La maternidad cambia la vida personal y laboral de toda familia; pero afecta especialmente a las mujeres. Una madre trabajadora puede encontrarse con obstáculos tan desagradables e intolerables como: despidos, cambio de categoría profesional a otras inferiores, acoso para incitar al abandono voluntario del trabajo, asignación de tareas que no se corresponden al puesto de trabajo, incremento excesivo de la carga de trabajo, ausencia total de asignación de tareas, aislamiento del resto de la plantilla, movilidad geográfica, pérdida de salario, etc.

Qué ocurre en realidad …

“Cuerdos de Atar” ha realizado un documental, en el que ha participado Concilia2, que muestra de forma muy acertada a través de los testimonios de dos madres las dificultades de conciliar la vida personal, laboral y familiar.

Montse tiene dos hijos de 4 y 2 años. Es enfermera y su madre, la abuela de los niños, ha tenido que dejar de trabajar a los 51 años para cuidar de sus nietos. Para llevar dinero a casa tiene que mantener un trabajo con horarios incompatibles con los de sus hijos. Amaia era directora de una escuela infantil hasta que se quedó embarazada. La sorpresa llegó cuando a su regreso de la baja maternal, y cuando se disponía a pedir una reducción de jornada, fue despidida.

maternidad 1

Son sólo dos ejemplos que demuestran que conciliar maternidad y trabajo es en demasiadas ocasiones una misión imposible:

  • “Te tengo que pedir perdón por haber sido madre”.
  • “Todas acabamos renunciando a algo”.
  • “La maternidad se ha convertido una mancha en el currículo de una mujer”.
  • “Se puede conciliar siempre que haya voluntad de las personas que mandan”.
  • “A mi ya ni me conocen (mis hijos)”.
  • “Han convertido en algo negativo mi maternidad. Algo tan bonito en una especie de guerra”.
  • “Ahora ya no le puedo volver a dar el pecho, le envenenaría”.
  • “Estoy acabando con la madurez de mis padres”.
  • “Por el trabajo he renunciado a cosas a las que no se deberían renunciar nunca”.
  • “Estoy devastada porque veo que las diferentes partes de mi vida no encajan de ninguna manera”.

Amaia ha creado el blog Piojitos y bollitos para ayudar a otras madres con la maternidad y la crianza y como alternativa a otro tipo de trabajo. ¡Te interesará!

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*