Estrés térmico, cuando el ventilador es el protagonista

Estrés térmico, cuando el ventilador es el protagonista
22 julio 2015 Ana Olego

A excepción de ciertos trabajos, que por sus características propias —construcción, agricultura, panadería, altos hornos y fundición, etc.— siempre han estado expuestos al riesgo de las altas temperaturas, y de las empresas sitas en el sur de la península, que obligadamente ha tenido que adaptase al cálido clima de la zona, para el resto la ola de calor se ha presentado sin previo aviso. Así, ha pillando desprevenidas a un gran número de entidades, organizaciones y compañías que no estaban preparadas para organizar los servicios o la producción con temperaturas que en muchos casos han superado los 40ºC durante varios días.

wholesale-100pcs-lot-NEW-HOT-USB-mini-font-b-fan-b-font-usb-font-b-fans

La situación descrita invita a recordar que la empresa tiene la responsabilidad de aplicar un plan de prevención en el que se concreten medidas para controlar el riesgo por exposición a un ambiente calurosoLey 31/1995, el RD 486/1997 sobre condiciones mínimas en lugares de trabajo y normativa técnica específica—. Deben estudiarse las quejas y analizarse de forma individualizada cada puesto de trabajo teniendo en cuenta las características especiales de la persona que lo ocupa. Las altas temperaturas y la existencia de focos de calor crean situaciones de riesgo que pueden derivar en accidentes laborales y pueden ser fuente de insatisfacción laboral y penosidad.

foto_0000000120131127124709
Se estima que las temperaturas adecuadas oscilan entre los 17 y los 27ºC para los trabajos sedentarios y entre 14 y 25ºC para los trabajos ligeros; para conseguir este deseado equilibrio térmico existen múltiples medios:

Medidas técnicas

  • Modificar los procesos productivos, eliminando las fuentes de calor más importantes.
  • Encerrar las fuentes de calor para evitar su extensión.
  • Conducir el calor desde su origen hacia el exterior.
  • Alejar las fuentes de calor de los lugares donde se encuentran las personas.
  • Instalar ventiladores, aire acondicionado, extractores de aire o sistemas de ventilación.
  • Usar pintura exterior refrescante.
  • Regar los pisos con agua.
  • Aislar térmicamente paredes y techos.
  • Colocar material reflectante u opaco.
  • Equipar con persianas o toldos las áreas acristaladas.

Medidas organizativas

  • Establecer los periodos de descanso necesarios.
  • Acondicionar lugares de descanso climatizados en los que reponer fuerzas.
  • Disponer de fuentes de agua fresca.
  • Programar los trabajos más duros en horas menos calurosas.
  • Impartir formación e información al personal respecto a las medidas a emplear para controlar el calor.
  • Implantar un horario de verano que permita trabajar en las horas más frescas del día.
  • Establecer la rotación de personas en las tareas donde puede haber mucho estrés térmico por calor.

1417713547_Calor_Cultivo TabacoLR5

Medidas de protección personal

  • Usar ropa de trabajo ligera.
  • Utilizar equipos de protección personal adecuados.
  • Realizar controles médicos preventivos y periódicos.
  • Adoptar la costumbre de prever un periodo de aclimatación.
  • Alejarse de los focos de calor.
  • Organizar el trabajo diario o la agenda para limitar los esfuerzos físicos en las horas más calurosas.
  • Consumir bebidas no alcohólicas.
  • Realizar una dieta ligera.
  • Proteger la cabeza con gorra o sombrero.
  • Dormir las horas suficientes.
  • Aplicarse cremas de protección.

“ … And I Come Home, from a hard day’s work, and you are waiting there without a care in the world”. Seals and Croft,Summer breeze” (1972).

1 Comentario

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*